Crepes de cúrcuma y canela

¡Aloha!

Hoy vengo con un desayuno fantástico (o también merienda 😛 ).

No sé si también os pasa pero a mí, los desayunos me encantan. Son uno de mis rituales favoritos por la mañana y la verdad es que tras muchas horas sin comer, creo que es importante que al cuerpo le demos algo rico y bueno para desayunar y coger energías a primera hora 🙂

Estos crepes son una opción fantástica para desayunar algo diferente, saciante y además nutritivo. A mí me encanta el toque de fruta y yogur para acompañarlos, y también crema de cacahuete y sirope de dátil, pero podéis añadir lo que más os guste.

Aunque suene a desayuno “de lujo” o que se tarda mucho en hacer, ¡en absoluto! Estos crepes son tan fáciles como mezclar todos los ingredientes y hacerlos vuelta y vuelta en una sartén. Mientras están haciéndose, vamos preparando la fruta y el café o té. Es importante que tengáis una buena sartén antiadherente, yo pongo un poco de aceite de coco, dejo que éste se derrita y después añado un pequeño cazo de la masa de crepes. Si la sartén no es buena, puede que éstos terminen pegándose y eso no es lo que queremos 😉

Como os conté en el post del Golden Milk, es importante que cuando tomemos cúrcuma, añadamos pimienta negra y además una grasa estilo aceite de oliva o de coco. Por eso, no tengáis miedo de añadirles una pizca de pimienta negra a estos crepes, porque con el resto de ingredientes y toppings su sabor pasará totalmente desapercibido 🙂

¡Os dejo con la receta, espero que los probéis y me contéis qué os parecen!

Crepes de cúrcuma y canela

Receta de Happy Soul
Raciones

4

crepes
Tiempo total

15

minutos

IngredientES

  • 175 gramos de harina de trigo o espelta

  • 2 cucharadas de harina de almendra

  • 250 ml de bebida de almendras *o cualquier otra

  • 1 cucharadita de cúrcuma en polvo

  • Pizca de pimienta negra

  • 1 cucharadita de canela

  • 1 cucharadita de azúcar de coco

  • 1 cucharada de aceite de coco

PREPARACIÓN

  • Tan fácil como mezclar las harinas con la canela, azúcar de coco, cúrcuma y pimienta negra.
  • Añadimos poco a poco la bebida vegetal y mezclamos bien.
  • Calentamos un poco de aceite de coco en una sartén y añadimos un cazo de la masa. Lo extendemos por toda la sartén y dejamos un par de minutos. Damos la vuelta cuidadosamente y dejamos 1-2 minutos más por el otro lado.
  • Servimos al momento con los ingredientes que más nos apetezcan. Yo puse yogur, fruta, crema de cacahuete, láminas de coco y sirope de dátil.

Luz & Paz,

Paula

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.